Historia clínica:

Partes:

  • Anamnesis o interrogatorio
  • Exploración
  • Curso o evolución
  • Epicrisis
Anamnesis

1. Ficha personal del enfermo, datos de identidad y filiación

2. Motivo principal de consulta u hospitalización, puede ser:

  • Síntoma: dolor, debilidad, mareos, ahogo
  • Trastorno o hallazgo objetivo: tumor, adelgazamiento, crisis epilépticas, perdida de conciencia, erupción.
  • Signos: físicos o clínicos que se recogerá en la exploración del médico.
3. Anamnesis familiar: 
  • Padres: Preguntar si viven, estado de salud, enfermedades, causa de fallecimiento, edad y causa de fallecimiento.
  • Hermanos, conyugue, hijos y otros parientes: buscando afecciones que puedan suponer un componente hereditario (diátesis hemorrágicas, tumores, gota, diabetes, epilepsia, litiasis) o adquirida en un mismo ambiente (enfermedades infecciosas, parasitarias, endémicas).
4. Anamnesis personal o social:
  • Fisiológicos: Nacimiento, desarrollo y crecimiento, vida sexual, costumbres y tóxicos habituales (café, alcohol, tabaco), alimentación, condiciones del ambiente (tipo de vivienda, húmeda, soleada, precaria, confortable), convivencia con otras personas, lugar de trabajo, condiciones higiénica, lugares que frecuenta. Felicidad o infelicidad conyugal, satisfacción o frustración en el trabajo dificultades económicas, problemas íntimos, incompatibilidades personales, tensión emocional habitual. 
  • Patológicos: Anginas, fiebres eruptivas (sarampión, escarlatina, varicela), tos ferina, tuberculosis, enfermedades sexuales, reumatismos, asma, convulsiones, traumatismos, cirugías (hernias, apendicitis, amigdalectomía, transfusiones sanguíneas), enfermedades mentales o emocionales.
5. Historia de la enfermedad actual: 
  • Núcleo primordial del interrogatorio, preguntaremos “cómo empezó?”, es decir cuales fueron las primeras molestias, y enseguida haremos concretar la fecha de este comienzo. Insistiremos, ayudandole a recordar, sobre si “antes” estaba completamente bien. Luego procederemos a el relato, por días o meses, según se trate de un proceso agudo o crónico, lo mas exacto posible.
  • Jamás la historia puede convertirse en una lista o catálogo de síntomas.
  • Así llegamos al momento actual, con la siguiente frase “y ahora, cómo se encuentra?”. Con su respuesta termina la historia de la enfermedad actual.

 6. Anamnesis sistemática actual (por aparatos):

  • Terminada la exposición por el enfermo, el médico recapitula, revisando casa uno de los sistemas y aparatos, los posibles síntomas olvidados o que al paciente le parece que no tiene nada que ver con las molestias que le traen.
Valor de la anamnesis:
Hay que tener fe en la anamnesis, que a veces es dificultosa por la personalidad del enfermo, parco en palabras, premioso, aturdido o de escasa cultura; realizarla bien y redactarla de modo completo, pero conciso y claro, es un arte que debe aprenderse. 
Evitar los enemigos del interrogatorio:
Por parte del enfermo: la charlatanería, los prejuicios médicos, las ideas preconcebidas, la insinceridad y el egotismo, así como la interferencia de los familiares y acompañantes

Por pare del médico: el desinterés, la petulancia personal y las enfermedades de la época.
7. Exploración: 
  • Comprende la exploración física, es decir la realizada directamente por el médico, con sus sentidos, sobre el enfermo y los exámenes complementarios  o auxiliares. 
8. Diario clínico:
  • Comprende la redacción de las incidencias que ocurran durante la evolución de la enfermedad sometida a observación clínica: nuevos síntomas y signos o intensificación o remisión de los anteriores, complicaciones aparecidas, respuesta al tratamiento, etc.
9. Epicrisis:
  • Es el comentario final con que se cierra una historia y representa un juicio clínico del caso. Suele empezarse con un resumen de los datos y hallazgos positivos recogidos en la historia que permitan fundamentar un diagnóstico: se hace una discusión crítica y una valoración de las pruebas que autorizan a descartar otras enfermedades –diagnóstico diferencial–, se establecen las razones de las indicaciones terapéuticas y se expone el desenlace de la enfermedad y en su caso los hallazgos necrópsicos.
Fuente: Exploración clínica práctica de Noguer – Balcells

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .